Así te afecta el rechazo a la nueva ley de alquiler

24 enero 2019

La derogación de la nueva ley de alquiler tiene efectos tanto para propietarios como inquilinos. La reforma con las que el Gobierno pretendía mejorar las condiciones del alquiler, han vuelto al inicio. Tras el rechazo del decreto ley de las medidas urgentes sobre la vivienda, ahora se vuelve a la normativa anterior. Todo y esto, […]

contrato de alquiler

La derogación de la nueva ley de alquiler tiene efectos tanto para propietarios como inquilinos. La reforma con las que el Gobierno pretendía mejorar las condiciones del alquiler, han vuelto al inicio. Tras el rechazo del decreto ley de las medidas urgentes sobre la vivienda, ahora se vuelve a la normativa anterior. Todo y esto, los contratos firmados del 19 de diciembre hasta el 22 de enero se regirán por el nuevo decreto, ahora suspendido.

Y es que el pasado 14 de diciembre, el Consejo de Ministros dio luz verde a un decreto ley urgente sobre la vivienda que afectaba un total de cinco leyes: Arrendamientos Urbanos, propiedad horizontal, enjuiciamiento civil, haciendas locales y el impuesto sobre actos jurídicos documentados.

Ahora la reforma vuelve a la normativa anterior. Así es como te afecta:

  1. Duración contrato: La nueva ley regula que los contratos vuelvan a ser de tres años. La anterior norma fijaba que los contratos de alquiler debían ser, como mínimo, por cinco años y siete para casos determinados.
  2. Las fianzas: El decreto anterior limitaba las fianzas a un máximo de dos mensualidades, la vigente no establece ninguna limitación.
  3. Desahucios: En el caso de desahucio había la posibilidad de congelar hasta un mes el desahucio. Para ello se requería un informe previo de servicios sociales en el que se argumentara situación de vulnerabilidad por parte del inquilono.
  4. Modificaciones fiscales: A partir de ahora los inquilinos vuelven a hacerse cargo del impuesto de actos jurídicos documentados. Esto supone un 0,5% del importe del alquiler. Además, se extingue la exención fiscal de pagar IBI para los inquilinos de vivienda social.
  5. Pisos turísticos: La exenta ley preveía que las comunidades de vecinos pudieran prohibir con los votos de la mayoría los alojamientos turísticos en el edificio y aumentar en un 20% los gastos de comunidad para este tipo de pisos. Ahora, esta prohibición solo se logrará por unanimidad.